sábado, 13 de marzo de 2010

Ser diferente...

.Mucha veces solemos escuchar de la sociedad que somos únicos e irrepetibles como seres humanos, deduciendo por lo tanto de este concepto que  todos somos diferentes y no iguales, pero todos tenemos algo en común, somos por sobre todas las cosas,  personas. Personas con derechos , obligaciones y responsabilidades, con ciertas reglas de convivencia que hace que seamos todos iguales en esto. Pero la sociedad - por suerte no toda -, critica y no perdona ciertos comportamientos que a su criterio no son "normales" y que hacen al otro "diferente". Pero me pregunto yo, que es ser "normal"?, existe lo "normal"?. Las cosas normales no existen, lo que es normal para uno , no lo es para el otro, lo mismo sucede con las diferencias,  pero a veces las personas juzgan por las apariencias y no todo lo que ven o creen ver, es la realidad o la verdad. Todo está en la mente de las personas y en sus propias creencias, limitaciones y prejuicios , y con una mente no dispuesta ni abierta a estos cambios. Es más fácil encasillar al otro y no reconocer que tal vez  es uno la persona  diferente y no el otro. Y como bien se suele decir el problema no es ser diferente, sino ser tratado diferente,ya sea  en el trabajo, en la escuela, en el club, en el gimnasio o donde sea, mirando a esa personas como si fueran "bichos raros o enfermos", demostrando una incapacidad total de aceptación o  tolerancia. Estas reacciones a veces tan adversas y ridículas son producto de aquellos que viven pendientes del que dirán, de las apariencias, de las vanidades y de las hipocresías, y que no poseen la más mínima información de lo que les molesta. Las diferencias que irritan son muchísimas, pero una de las que menos se tolera es aquella sobre la orientación sexual, como si tuvieran que saber que hace o con quien duerme para saber que clase de personas son. La esencia de la persona pasa por sus cualidades, sus virtudes, su inteligencia, sus capacidades, su educación, por el repeto a su prójimo y no por con quien se acuesta o duerme por las noches. Eso es algo íntimo y privado de cada individuo, solo es una parte de su vida, y no lo define como persona. Cual es el problema con estas personas, cuando las bajesas  más horrendas provienen de aquellos que dicen ser "normales", y abusan de sus hijos violándolos y ejerciendo la violencia familiar golpeando a ellos y a sus madres, explotándolos y obligándolos a trabajar o a robar y a veces a protituirse,  no teniendo compasión alguna si no traen una moneda a casa, para asegurarse la borrachera diaria.. Que tiene la iglesia contra ellos, cuando los grandes escándalos sexuales de corrupción de menores han sucedido en las parroquias por el cura de turno y a veces hasta por el mismo ovispo y de 10 curas 8 son "diferentes".Que tienen en la cabeza  esos padres que llegan a echar a sus hijos de sus hogares, que de la mañana a la noche pasan del amor al odio, como si nunca los hubieran conocidos, que los insultan, los ignoran , los maltratan y se averguenzan de ellos abandonándolos o  "descartandolos" como objetos, porque no han cumplido sus egoístas espectativas?, . Porque tanto drama?....Tan grave es?. La costumbre de ver la paja en el ojo ajeno, y no ver la tremenda viga en su propio ojo La ignorancia y las apariencias que se sobreponen al compromiso de padres ,  el egoísmo de pensar primero en ellos mismos, de no saber ponerse en el lugar del otro, de querer conformar a todos queriendo hacer ver que son padres perfectos tomando estas desiciones. La creencia de que le va a pasar al otro y no a ellos. Sé muy bien que es muy difícil ésto para un padre, para una madre, por las dudas y los miedos que esto genera. Choca y mucho, pero se trata de un hijo, y todos los padres que se jacten de ser tales, si bien no están preparados, tienen el compromiso y la obligación de acompañar a ese hijo., asesorándose, pidiendo ayuda, informándose, haciendo terapia,dialogando,  lo que sea. Y cuando pase el tiempo se dará cuenta que hay cosas peores, y un hijo,  es un hijo, y para toda la vida... pase lo que pase, y cueste lo que cueste.
Mabel

8 comentarios:

YO, EL POLAKO dijo...

Cuando entendamos que este mundo, como todo, es finito y se va a acabar; ese día dejaremos de poner tanta energía en mirar a otros y empezaremos a poner pasión en nuestras propias vidas. Una lástima, porque nos va a suceder justo un día antes de que todo acabe.
Gracias por hablar de esto!
Besos.

Mabel dijo...

Polako, debemos ser conciente que este mundo va en cuenta regresiva, y si bien ni vos ni yo veremos ese final, hay que seguir trabajando en ésto al menos para dejar un buen legado a nuestros nietos y ese día no sea uno solo,ojalá, sean muchos, antes del final.Besos. Gracias por estar.

KENZO dijo...

Hola... Gracias por visiatarme y comentar, el tema es doloroso, habitual, pasional, natural... todos y cada uno de los adjetivos que puedas encontrar sirven para definir en algún momento "ser homosexual"... y no te digo como es sentierse,serlo. Yo he pasado por una experiencia parecida alos 14 años, el rechazo de todo el mundo, el silencio de la familia, el ser hijo unico... no se muchas pequeñas cosas que un niño puede hacer tan grandes por su dolor... afortunadamente mi madre supo reaccionar a tiempo y hoy soy una persona completa, feliz y libre para vivir mi homosexualidad con la naturalidad que es ser Gay.
Yo tambien podria seguir hablando... ja,ja,... Bienvenida al mundo de Kenzo, visita mis otros Blogs... solo son 7, je,je,je... Un abrazo y Gracias. Besos. Jose.

Mabel dijo...

José: Gracias a vos por tomar parte de tu tiempo comentándome, por ese lugarcito en tu blog, por tu generosidad. Me estoy poniendo al día con tu diario y algunas cosas ya me han inspirado para nuevos posteos. Un abrazo enorme para vos y unos besotes con sabor a huesitos para tus niños, que me derriten de ternura. Yo tambien amo a los animales. Te sigo

KENZO dijo...

Mabel querida... cuándo no tengas espacio en tus paginas para seguir contando, para hablar, para gritar de rabía o felicidad... yo tengo muchas paginas que llenar de sentimientos, de razón, de vida... Aqui esta tu casa, es muy garnde, libre y hermosa para quien sufre de dolor y quien llora amando... Yo ta visitare con frecuencia y tomaremos mate charlando... Besos gallegos. ( si quieres publicar algo en mis blogs, mandamelo por correo y estare encantado de posterlo)

Mabel dijo...

José: Graciasssss, no terminas de sorprenderme, lo tendré muy en cuenta
y ya veremos que podemos hacer juntos, sería una buena idea. Felicidades Papá,es tu día hoy en España. Que la pases fenomenal.Un abrazo de oso. Besosssssssss.

Luna. dijo...

¡Felicidades por el post, y por el blog por supuesto!. Muy cierto todo lo que expones. La mejor herencia que le puedes dejar a tus hijos es una buena calidad como ser humano, como persona. Que tenga valores y educación. No se debe valorar a una persona ni por quien se acuesta ni por como es. Yo, debido a las secuelas que tengo debido a los abusos sexuales que sufrí en mi infancia, siempre he sido diferente, ya en mi infancia y en mi vida adulta, y no por ello soy mala persona ni alguien a quien discriminar y humillar como siempre han hecho.
Hace falta mucho "tío de la vara" en el mundo!
Un abrazo!

Mabel dijo...

Gracias Luna por tan hermoso comentario. Gracias por visitarme.
Y sí, yo pienso así, siempre pensé así y no me canso de recalcar que somos por sobre todas las cosas personas, humanos y que nadie es perfecto. Todavía no tengo nietos pero este es mi legado para ellos. Las diferencias nunca definen a las personas, solo es parte de ellas. Pero es más fácil juzgar, poniendo de ejemplo nuestras propias limitaciones, dijera P. Cohelo, y eso sucede porque no nos informamos lo suficiente. Para qué?.. me preguntan muchos y yo contesto..es parte de la realidad, es tu deber saber. El tema es largo y me apasiona y siempre desde mi posición de mamá.
Un abrazo fuerte, fuerte con calor de mamá.