viernes, 29 de julio de 2011

El duelo


"Mi vida era de a dos, todo lo hacíamos pensando uno en el otro, todo lo que logramos fue juntos, y ahora me encuentro con que no se que hacer de mi vida, sola/o, no se por donde arrancar, no estaba preparado para ésto, es otra vez volver a empezar..."
Cuando uno pierde aun ser querido, es muy común escuchar ésto o algo parecido y comienza el proceso de algo muy triste, como es el duelo por la pérdida. A medida que pasan los días nos vamos dando cuenta que lo sucedido es definitivo, irreversible y si bien la pérdida de un ser querido es un gran dolor, el duelo varía según el grado de parentesto o relación afectiva con la persona fallecida, el sexo de la persona superviviente, la fe religiosa, la enfermedad y la agonía, y también el factor cultural o social. Hay quienes tienen la capacidad y la fuerza para elaborarlo solos y otros necesitan la ayuda terapéutica. Hay quienes llevan el dolor por dentro como una procesión y otros exteriorizan, descargándose con llantos, rabias y enojos.
No se que opinarán los sicólogos, pero por experiencia propia, y no una sino varias, en un duelo se debe superar tres etapas, la aceptación, la tristeza y  los miedos.
Aceptar que lo sucedido es un hecho y no hay vuelta atrás  produce una gran impotencia y tristeza, es como que con tantos sueños rotos no da ganas de volver a empezar, creer que ya nada será igual, y esto puede durar días, semanas, meses.El no tener ciertas actividades que con esa persona  teníamos, como cocinarle, lavarle, hacer las compras juntos, comer juntos,  dormir juntos, salir juntos, etc.etc., nos hace sentir que todo acabó y nos  olvidamos de nosotros mismos. Las fechas claves como aniversarios, cumpleaños y otras celebraciones nos ponen peor aún, y la incertidumbre de saber si nos arreglaremos solos, ya sea porque estamos asustados, tenemos miedos, nos sentimos desprotegidos, es algo que preocupa y enloquece. Las distintas emociones nos confunden, nos paralizan, nos nubla el camino a seguir.
Pero día a día uno se va calmando y conectando con cosas nuevas en el diario vivir, frecuenta nuevos lugares, conoce nuevas personas, incorpora nueva actividades, se cobija en sus seres queridos y de a poco comienza nuevas metas, nuevos sueños, y ya los bajones no serán tantos y uno comienza a recordar con cariño y emoción a esa persona, si bien con tristeza también mucho más calmos y todos estos cambios comienzan a producir una satisfacción personal, mejorando la autoestima y buscando superar la pena para seguir adelante y sin darse cuenta a vivir una nueva vida.
Se habla de resignación, superación pero yo creo que con el tiempo lo que uno logra es aprender a convivir con la pena y a controlar nuestras emociones y no permitir que ellas nos controle.
El proceso del duelo es gradual, no todos lo pasan de la misma manera ni dura en forma igual.
Puede haber momentos en los que pienses que nunca disfrutarás de la vida de la misma manera, pero ésta es una reacción natural después de una pérdida. Acepta lo que la vida te depara, y vuelve a empezar, nuevas voces llegarán, y otras metas tendrás pero  nunca dejes de avanzar, piensa que lo que te sucede , otros ya lo pasaron o lo pasarán, busca la forma de sentirte bien, busca la forma de pasar el duelo como mejor te haga sentir, supera tus miedos, y verás que poco a poco la tristeza desaparecerá y siempre habrá nuevas oportunidades para sentirte mejor y ser feliz. Hazlo por dos razones, por ti mismo y segundo por quienes te rodean, que solo quieren verte bien.


BUEN FIN DE SEMANA!!

18 comentarios:

Mabel dijo...

Hola queridos amigos, la próxima semana ya finalizada las minivacaciones visitaré con tiempo todos sus espacios para comentar, aunque hoy me los leí a todos.
Pensaba terminar el fin de semana en las sierras pero tenemos tanto frío, que nos quedaremos en casa.
Buen Fin de Semana!
Besos

Ale dijo...

Es así Mabel. Permitirse vivir las etapas, pero cómo cuesta, lo veo en mi mamá, que hace casi cuatro años perdio(mos) a mi papá y todavía cuesta horrores recuperarse. Un beso grande!

Norma2 dijo...

Mabel todo lo que dices es real. Los miedos que aparecen después de una perdida son difíciles de superar.Pero hay que seguir el camino, hay que pensar que hay nuevas metas, nuevos proyectos.
Gracias porque con tus palabras tan claras muestras una ralidad tal cual como es, y por la
que lamentablemente todos pasamos por ella varias veces en nuetra vida
http://norma2-siempreesprimavera-norma2.blogspot.com
Mis cariños
Norma

Ricard dijo...

Hola Mabel.
Muy acertada tu entrada.
No obstante te dire que hay personas que dejan demasiada huella en las personas que les rodean.
Hace un año que perdi a mi tia, recuerdas? No dejo de pensar en ella y cada dia la hecho mas de menos. Es curioso, ni siquiera viviamos juntos, pero la pena no se me va.
No se si la tristeza se me ira en el futuro.
Muchos besos cariño.
Disfruta de tus vacaciones.
Ricard

Mabel dijo...

Hola Ale y Norma, lo que aquí expreso no cabe duda que es como pasé yo mis duelos.Siendo única hija perdí a mi papá a los 16 años. Ya casada a los 45 años enferman y fallecen mi mamá y mi esposo, con una diferencia de 6 meses, quedando sola con dos hijos y sin familia de mi parte.Hoy soy una mujer plena y feliz, por eso quise escribir sobre el duelo y dar la esperanza de que se puede seguir adelante, porque más allá de lo que la vida te puede quitar, también está lo mucho que te puede dar y algo muy, muy importante es lo que somos capaces nosotros mismos de dar y es así como se reciben las buenas cosechas.
Besitos

Mabel dijo...

Hola Ricard:Mi cielo, es así,claro que dejan huellas, y nos resistimos a la pérdida. A veces lleva mucho tiempo superar cada etapa. Creo que la tristeza nunca se va, solo aprendemos a que ella cada día no nos invada a tal punto de no dejarnos avanzar. Si yo te hablara de mi padre que hace 48 años que lo perdí seguro que me voy a emocionar y me dará un poco de tristeza, pero será un momento y luego pasará y a eso me refiero cuando digo de controlar nuestras emociones. No hay soluciones mágicas, cada uno debe tomarse su tiempo para poderlo elaborar.
Te quiero mucho
Besitos a los dos

de los suspiros dijo...

me has hecho llorar mucho! hoy hace 20 años que murio mi papà, y lo tuve tan presente todo el dìa!viendo a mis hijos y preguntandome porque no los pudo ver? son procesos unosigue camino, poer siempre duele en el mismo punto. por otra parte, es viernes .y todos los viernes de mis ùltimos ocho años, sufro pensando en Jorge, los viajes...y ese temor de que el mundo se caiga en mil pedazos...te mando un besote, buen finde! que la vida esta ahi llamando por telefono o de visita como es mi caso!

Alma Mateos Taborda dijo...

Coincido plenamente con lo que dices en este post. Es difícil pero el tiempo nos permite seguir adelante nuevamente. Un abrazo.

Mabel dijo...

de los suspiros: Hola lily, te comprendo, yo cuando tuve mi primer hijo también me acordé de mi papá todo el día y me preguntaba lo mismo, porqué no los pudo ver.
Yo entiendo tu preocupación por Jorge, pero no te tortures con eso, en su lugar piensa los momentos bonitos que vas a pasar a su regreso, debes aprender a invertir tu modo de pensar y no pienses que porque a otros les ha pasado algo, a ti también te pasará ya. Distráete preparando y preparándote para disfrutar juntos.
Buen Fin de Semana!
Besos y un abrazo enorme.

Mabel dijo...

Alma; Vos bien sabés de todo ésto y veo que día a día lo vas superando.
Un beso grande
Buen fin de semana!

luzysolyluna dijo...

MABEL: interesante tema. A veces no solo es el duelo, sino los problemas que surjen luego tambien, y depende si estas acompañado y apoyado o tienes que tirar el carro tu solo.
Por desgracia hay mucha gente con grandes perdidas, y muy solos. Un tema que daria para seguir hablando.
Bueno, veo que lo tuyo ha sido grandes perdidas, muy pronto. Lo siento, mucho. Pero mira como has progresado, otros se quedan solo con el recuerdo del dolor.
Bueno todo lleva un tiempo.
Bikiños mil

Norma dijo...

Hola amiga, coincido en tu reflexión del post. La vida sigue, siempre hay que pensar que el que se fue nos está protegiendo desde algún lado, como digo siempre, desde el barrio del otro lado de las estrellas.
Que lástima que no fuiste a las sierras, es cierto hace frío y el fin de semana spinta más frío aún.
Besos y buen finde.

María dijo...

Las personas que se van quedan en nuestro recuerdo y corazón, pero debemos pensar, aunque nos duela, que la vida, sigue.

Un beso.

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Mi querida Mabel, vengo a decirle que estoy ya de vacaciones, nunca lo he hecho, tomo todo el mes de agosto, ni me lo creo yo jaja!!!
Pero Estoy a tu lado con mi oración y ternura
Sor.Cecilia

Carmen Rosa dijo...

Hola MABELITA
Vaya tema que haz escogido, quien no ha tenido por lo menos una pérdida importante en su vida. Pero como tu bien dices el duelo es un proceso y la tristeza es inevitable y es mejor expresarla de alguna manera, pero luego es importante la aceptación y también depende de nuestras creencias para irnos adaptando a la nueva situación de vivir sin la presencia física de ese ser querido.
Lo importante es dejar ir el dolor inicial y empezar a recordar solo las cosas buenas de esa persona, saber que aunque en otra dimensión siempre están cerca de nosotros, te digo que yo he tenido muchas evidencias de eso con mis padres.
No es sano quedarnos apegados al sufrimiento, si no logramos salir de esa situación es necesario buscar ayuda profesional, un tiempo prudencial es de 6 meses a 1 año como máximo para procesar el duelo. Pero la vida está en continuo movimiento, no se detiene y nosotros también tenemos que acompañar ese ritmo y seguir adelante.
Buen inicio de semana y cuídate de ese frío clima, seguro que en otro momento se dará tu viaje.
Besitos

Graciela dijo...

El primer duelo fuerte, el de mi Nona Catalina, estuve meses como media 'ida'. La veía, me tapada toda la cabeza para dormir, lo poco que podía dormir, no lo entendía, falleció joven de muerte subita.
Era junto a mi Abuela Juana, soportes de mamás...luego vecinos mayores muy padres y madres, también los amigos que perdí en la Guerra de las Malvinas.

Creo que todos tomamos de distintas maneras esa situación, de lo único que no se sana es de los hijos, las enfermedades, la muerte, insoportables!

Besitos :)

Mabel dijo...

Lucía: que linda sorpresa, te encuentras mejor?.
Que bueno que mencionastes eso de los problemas que se pueden presentar, uno es el económico para seguir viviendo y a veces para pagar cuentas pendientes y uno se siente desprotegida/o.
Besitos

Norma:Si, yo también siento que están ahí, no se si recuerdan cuando escribí Cosas que pasan Parte I y II, les debo la III que de eso hablaré.
Besitos

María:Si, siempre estarán en el recuerdo y en el corazón y no debemos detenernos.
Besos

Sor Cecilia: Un mes de vacaciones?, que bueno!! a disfrutar el descanso bien merecido.
Besos

Carmen: Vos como profesional sabrás de todo ésto, lo que yo expreso aquí es mi experiencia y dar una palabra de aliento a quienes creen que no se puede salir de ésto. Se puede , pero cada uno se tomará su tiempo.
Besitos

Graciela: Uno desconoce como va a reaccionar hasta que sucede los fallecimientos. Las emociones traspasan límites y es cierto que uno se confunde, solo hay que vivirlo para saber lo que es.
En Guerra de Malvinas no sabes cuantas persona conocidads se fueron en el undimiento del General Belgrano. Más de la mitad de la gente de Puerto Belgrano son de mi ciudad. Fue una sensación muy fea.
Y que bueno que hiciste mención de los hijos. El tema es tan extenso que no pude hablar de todo, pero yo tengo una gran amiga que estando de 8 meses embarazada de su segundo hijo, mientras ella hacía las compras, su primer hijo se escapo de la mano de la niñera estando en la vereda y bajo a la calle y un auto lo atropelló y falleció en el acto. Hace 39 años de ésto y siempre ella me dice, la muerte de un hijo nunca se supera, solo se aprende a vivir con la pena, me quedó más que grabado, y es cierto. No quieras saber lo que fue el duelo.
Besos

Mabel dijo...

Cuanto les agradezco vuestra visita y sobre todo vuestros comentarios que no tienen idea de como han enriquecido este post. A veces cuando uno habla de un tema trata de abreviarlo y algunas cosas no se dicen, pero gracias a la aporte de Uds. en sus opiniones completan y enriquecen el tema.
Gracias!
Tengan una muy buena semana!
Abrazo y besos